Día de las Glorias Navales el 21 de Mayo.

— Día de las Glorias Navales el 21 de Mayo.

Celebración 21 de Mayo.

El Colegio Bautista celebra el “21 de Mayo el Día de las Glorias Navales” , fecha que recuerda y conmemora el Combate Naval de Iquique. El hecho es particularmente recordado por el arrojo y valentía del capitán Arturo Prat Chacón, así como el desafortunado hundimiento de la corbeta chilena Esmeralda, que hasta el día de hoy reposa en las profundidades del mar, cerca del puerto de Iquique.

Contexto histórico

En el año 1874 Chile y Bolivia firmaron un tratado en el que establecieron el paralelo 24° como límite entre ambas naciones, renunciando Chile a las posesiones territoriales al norte de este paralelo con la condición de que Bolivia conservara los impuestos cobrados a las empresas salitreras chilenas.

Sin embargo, cuatro años después Bolivia vulneró este tratado y aumentó los impuestos al salitre, hecho que desencadenó lo que hoy conocemos como Guerra del Pacífico. El escueto poderío militar boliviano generó que entrara en el conflicto Perú como su principal aliado.

El 16 de mayo de 1879, nuestras tropas partieron a Callao con el objetivo de bloquear ese puerto y dejar el de Iquique en manos de los buques más antiguos: la corbeta Esmeralda, la goleta Covadonga y el transporte Lamar.

Cuando el presidente peruano Mariano Ignacio Prado se enteró de esta maniobra decidió navegar hasta Iquique a romper el bloqueo y capturar nuestros buques.

A las 10 de la mañana del 21 de mayo, el monitor peruano Huáscar disparó 47 proyectiles que terminaron hundiendo a la emblemática Esmeralda. Pero, antes de morir, el capitán del navío Arturo Prat Chacón dio un discurso a su tripulación que quedaría marcado en la historia: “Muchachos la contienda es desigual, pero ánimo y valor. Nunca se ha arriado nuestra bandera ante el enemigo y espero que no sea ésta la ocasión de hacerlo. Por mi parte, os aseguro que mientras yo viva, esa bandera flameará en su lugar y si yo muerto, mis oficiales sabrán cumplir con su deber”.

A 135 años de este acontecimiento, estas palabras aún están grabadas en el corazón del pueblo chileno, que hoy sale a las calles a honrar con desfiles y ofrendas florales a los héroes que lucharon por nuestra soberanía.